sábado, 3 de febrero de 2018

CRISTOBAL BALENCIAGA: MODA Y PATRIMONIO. EL PODER DE CREAR.

"Un buen couturier debe ser arquitecto de la forma, pintor para el color, músico para la armonía y filósofo para la medida"



"Una mujer no tiene necesidad de ser perfecta o bella para llevar mis vestidos, el vestido lo hará por ella"

¿Te gusta la moda? Perdón, quizás me debo explicar mejor. No me refiero a gusto por la moda como algo efímero y pasajero. Que también puede ser que te encante, pero mas bien me refiero a la moda como arte, como creación, como arquitectura del cuerpo humano.

Actualmente la moda parece ser simplemente, ese estilo que llega cada nueva temporada, generalmente con precios reventados y que cada seis meses debes de dejar de usar, porque ya no se lleva. Eso se entiende hoy día por moda.

Estas a la moda, es ¿estas en la norma? ¿Llevas eso que lleva toda la gente? Yo no, y además nunca lo he hecho. Toda mi juventud, recuerdo vestir completamente diferente al resto, dentro de mis posibilidades claro. Hace años era difícil, y además me faltaba el súper poder que tengo ahora, y es que puedo crear.
Ahora puedo diseñar una prenda, sacar su patrón, cortarla y confeccionarla y eso me da poder. Ese poder no lo da la moda. La moda es algo completamente superfluo y pasajero.

Lo bonito y bello del mundo de la moda es la creatividad, el detalle que aporta la diferencia y la distinción. La elegancia o sobriedad, la juventud o informalidad.... Todo eso lo puedes lograr, tan sólo cambiando de corte o de tejido....



¿Por que te cuento todo esto? Porque creo que si piensas igual que yo, te fascina el mundo de la moda y la creatividad, deberías acercarte a visitar el Museo de Cristobal Balenciaga, en Guipuzcoa.

Es increíble conocer parte de su obra, completamente atemporal, prendas que perfectamente podrías usar hoy para una boda, diseñadas por un hombre que nació en 1800. Y a través de su obra, conocer también pinceladas de su personalidad, sobria y elegante.

Te ofrezco un maravilloso paseo por la Alta Costura de Balenciaga, a través de la colección privada de Mrs. Mellon, y te invito a visitar el museo para su próxima exposición, que se inaugurará en Marzo del presente año. Te cuento un poco sobre el, para dejarte con el gusanillo.

Cristobal Balenciaga nació en Guetaria en 1895, un precioso pueblo de la costa guipuzcoana y murió en Valencia, en 1972. A lo largo de su vida, acompañada siempre por un halo de misterio, Balenciaga ha sido y es "El maestro de maestros".


Fue considerado el mas innovador, mas atemporal y el mas respetado dentro del mundo de la moda. Muestra de ello es que mas del 90% de sus diseños, habiendo pasado mas de 60 años desde su presentación, a día de hoy, se pueden lucir como nuevos diseños.


Balenciaga empezó desde muy joven en el mundo de la moda y enseguida destacó entre los grandes modistos de la época. Abrió varias tiendas; en San Sebastian, Madrid, Barcelona y Paris. 
En 1937 cuando decidió hacerse un hueco a nivel internacional, en España ya era muy reconocido y respetado, pero no tanto fuera de la península.

"Tenía doce años cuando la marquesa me autorizó a hacerle un primer modelo. Imagina mi alegría cuando la vi al domingo siguiente saliendo de la iglesia con mi vestido"

Con la llegada de la guerra, cerró sus tiendas en España y se instaló definitivamente en París. En aquella época la Alta Costura vivía un gran auge y Francia era un gran exportador de moda para los grandes almacenes norteamericanos.

La revolución de Balenciaga fue tranquila, continua e ininterrumpida y se basaba principalmente en el perfecto conocimiento de los tejidos, del cuerpo femenino y del corte.


Coco Chanel " El era el Maestro de todos nosotros. El único couturier en el sentido mas cierto de la palabra... Los demás son simples diseñadores de moda"

Balenciaga era el único diseñador de la época que sabía dibujar un boceto, hacer el patrón, cortarlo y confeccionarlo desde el inicio hasta el final del proceso.



Con el pasar de los años, Balenciaga se fue adaptando a los cambios, pero siempre continuo fiel a su estilo, elegante, de cortes geométricos y grandes volúmenes. El fue quién creó el vestido globo o la túnica saco, prendas, quizás, demasiado modernas para la época. Hacia los años 60, acorde a los nuevos tiempos, diseñó una línea de ropa para mujeres mas activas, acortando la largura de las faldas, incluyendo botas y prendas mas prácticas y cómodas. 

A pesar de ello, y ya en la década del Pop-art, las minifaldas y los pantalones, la alta costura era vista como algo anticuado entre la gente joven. Todas las casas de costura se fueron acercando al Prêt à porter, excepto Balenciaga. 
Su único trabajo cercano a ello, fueron los uniformes que diseñó para Air France. Y en 1968, decidió cerrar sus tiendas sin notoriedad ni lamentaciones. El Prêt à porter respondía a una filosofía nueva de vida y de trabajo que no encajaba para nada con Cristobal Balenciaga. 

Quienes le conocieron, lo describen como una persona reservada, integra, honesta, humilde, elegante y siempre discreta. Enamorado de su profesión. Alejado de toda notoriedad y que siempre supo trasmitir su elegancia y sobriedad en cada uno de sus diseños. 

Es una maravilla conocer de cerca la impresionante vida y obra de Balenciaga, poder contar con tal legado y además poder visitarlo con facilidad, en su ciudad natal, Guetaria.

El Museo de Cristobal Balenciaga, cuenta con mas de 1200 creaciones del diseñador y temporalmente cambia de exposición con el fin de mostrar y acercar la vida y obra del diseñador. La próxima exposición se podrá ver a partir de Marzo de 2018, Cristobal Balenciaga "Moda y patrimonio"

Nosotros hemos tenido la oportunidad de ver la última exposición, "Colección Rachel L. Mellon" y temporalmente el Museo permanecerá cerrado, por cambio de exposición, hasta Marzo.


La exposición es una nueva lectura de la Alta Costura de Balenciaga, bajo el filtro personal de Mrs. Mellon. Fueron grandes amigos y diseñó su vestuario durante mas de 10 años. Según Mrs. Mellon, Cristobal "Comprendía el lujo y la simplicidad con una profunda sensibilidad".

El Museo, custodia en la actualidad gran parte de las creaciones que Balenciaga diseñó para Mrs. Mellon, siendo ésta la colección mas importante procedente de una misma persona benefactora en los archivos del museo.

Balenciaga demostró el mas profundo respeto y admiración hacia su profesión, hasta el punto en el que decidió cerrar sus casas de costura, al sentir que no encajaba en las nuevas tendencias de la época y los cambios sociológicos. 


Ese mismo respeto, es el que, a día de hoy, 46 años mas tarde de su muerte, quienes como yo, nos dedicamos al mundo de la costura, tratamos de reivindicar. Diseñar cada prenda, elegir los tejidos correctos y mas adecuados para el modelo, cortar los patrones y confeccionar cada prenda, cada complemento. 

Es un ritual, el de crear con las manos algo, que nace a partir de una pieza plana de tela. Si quieres conocer un poco mas de cerca el mundo de la costura, te invitamos a conocernos a La Kraftería y nuestras clases de Corte y Confección. No somos Balenciaga, pero tenemos el mismo respeto por la profesión y el gusto por lo que hacemos.

También te dejo un par de indicaciones de cómo llegar al Museo Balenciaga.

Desde Bilbao las dos mejores opciones son:
- Autobus de Pesa a Donostia. Parada: Zarautz. Hay cada hora y tarda una hora exacta hasta Zarautz.
- Tren Euskotren: Bilbao (Matiko, Uribarri, Zazpi Kaleak). Parada: Zarautz (San Pelaio). Hay cada hora y tarda dos horas en llegar.

Por cualquiera de los dos formas, al llegar a la parada, a menos de 300 mt hay una parada de autobús que te lleva al centro de Guetaria. Pregunta a cualquier lugareño como llegar a esa parada.

Otra opción y maravillosa, es darte un paseo (es la que tomé yo) por toda la costa hasta llegar a Guetaria. Son tan sólo 5 km, una hora aproximada de paseo, por unas hermosas vistas costeras.
Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...